50% de reos en cárceles son gente del Chapo, los Zetas y el CDG

PRESOS

Un documento con la afiliación de 43 mil presos en los 17 penales federales del país revela que la mitad pertenece o trabajó para estas tres organizaciones criminales

En las cárceles federales de México conviven casi 300 organizaciones criminales, aunque son los nueve grandes cárteles de la droga los que concentran 80% de la población penitenciaria: los Zetas, el Cártel del Golfo, el Cártel de Sinaloa, La Familia Michoacana, los Beltrán Leyva, los Caballeros Templarios, el Cártel de Juárez, el Cártel Jalisco Nueva Generación y, finalmente, los Arellano Félix. Solo los tres primeros aportan la mitad de los presos. Un documento con información de la afiliación de 43 mil 668 personas privadas de su libertad, obtenido por mecanismos de transparencia, revela la existencia de 292 bandas, pandillas y grupos delictivos en los 17 penales administrados por el gobierno federal. La información proviene de la Coordinación General de Centros Federales del Órgano Administrativo Desconcentrado Prevención y Readaptación Social (OADPRS) y se recopila mediante entrevistas realizadas a los presos al momento de su ingreso a los centros penitenciarios. El documento indica que Los Zetas, y sus respectivas células delictivas, es el grupo mayoritario en las prisiones federales, con 11 mil 850 internos. Los Zetas es una organización criminal mexicana conformada por ex militares que inició como brazo armado del Cártel del Golfo (CDG), al que posteriormente traicionó. Durante la llamada “guerra contra el narcotráfico” de Felipe Calderón (2006-2012), esta organización cobró relevancia por sus métodos sanguinarios y uso del terrorismo para intimidar a sus oponentes y a la población civil. El Cártel de Golfo y sus células delictivas ocupan el segundo lugar con más reos; de acuerdo con los datos, 7 mil 25 personas afirmaron pertenecer a esta organización. Se trata de una de las organizaciones delictivas más antiguas del país con fuerte presencia en el noreste de Tamaulipas. En tercer sitio está el Cártel de Sinaloa, mundialmente conocido por la fama de uno de sus líderes, Joaquín Guzmán Loera. Durante el sexenio de Calderón, El Chapo llegó a aparecer tres veces en la lista de millonarios del mundo y encumbró a la organización delictiva como la más poderosa del país. En la actualidad hay 4 mil 869 internos que dicen pertenecen a este cártel o a sus células y grupos armados como los Artistas Asesinos, los Mexicles, La Barredora, Comando del Diablo, el Cártel de La Laguna, el Cártel del Poniente, los Danis, Cártel Gente Nueva, Federación Pacífico, los Jabalíes, los Mata Zetas y los Cabrera. Aunque Guzmán Loera purga una condena en Estados Unidos, la organización sigue siendo una de las más poderosas de México. El pasado jueves 17 de octubre dio una demostración de su fuerza al tomar la ciudad de Culiacán, Sinaloa, durante horas hasta lograr la liberación de Ovidio Guzmán López, hijo del Chapo. Esto significó la peor crisis hasta el momento para el gobierno de Andrés Manuel López Obrador.

Pandillas y secuestradores

La cuarta organización con más gente en prisiones federales es La Familia Michoacana —y sus respectivas células La Resistencia y La Empresa— con 2 mil 755 reos. Le siguen en quinto lugar los Beltrán Leyva, con 2 mil 318 integrantes tanto del cártel como de sus células delictivas. Entre estas se cuentan el Cártel Independiente de Acapulco, los Rojos, la Barbie, la Oficina, los Pelones, la Mano con Ojos, los Mazatlecos, el Cártel del Pacífico Sur, la Nueva Administración, los Granados y Guerreros Unidos, estos últimos involucrados en la desaparición de los estudiantes de la normal de Ayotzinapa en septiembre de 2014. Los Caballeros Templarios ocupan la sexta posición con más presos (2 mil 113) y el Cártel de Juárez (mil 951), la séptima. En este grupo destaca la presencia de pandillas aliadas como los Aztecas y Pura Raza Mexicana así como de su brazo armado, La Línea, que convirtieron a Ciudad Juárez en la ciudad más violenta del mundo diez años atrás. En octavo sitio se encuentra el Cártel Jalisco Nueva Generación, que ya desplazó al Cártel de Sinaloa como la organización más grande de México, según información de la Administración para el Control de Drogas de los Estados Unidos (DEA, por su sigla en inglés). Actualmente, mil 341 de sus miembros están recluidos en una cárcel federal. Finalmente, la organización de los hermanos Arellano Félix —también conocida como Cártel de Tijuana— es el noveno grupo con más presos: mil 279 según los datos oficiales.
El resto de los internos pertenece a más de dos centenares de organizaciones dedicadas a diferentes delitos. Destaca la presencia de pandillas violentas —y rivales entre ellas— originadas en los Estados Unidos como los Paisas (3 mil 78 presos), los Sureños (mil 55), la Mara Salvatrucha (69), Barrio 18 (58) y la Mafia Mexicana (22). En la estadística de la Coordinación General de Centros Federales del OADPRS figuran también bandas de secuestradores como los Arizmendi (71 internos), los Ponchos (4), los Jeremías (9) y otros mil 561 reos que no especificaron el grupo al que pertenecían.E

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *